Entorno turístico de Olite
Fotos: cedida
OLITE EN YOUTUBE OLITE EN TWITER
FIESTAS 2020

APODOS PARA EL RECUERDO

Publicado por Cristina Bergasa en 1988



2020-09-19
APODOS PARA EL RECUERDO

Espero que nadie se sienta ofendido con este relato de curiosidades y sobrenombres de algunas personas de Olite. La unica intenci6n ha sido dar a conocer el otro nombre de los vecinos con un toque de humor. Gracias por entenderlo así.


La historia que voy a contar ocurrió en un lugar lejano y hace mucho tiempo, pero podría haber ocurrido aquí en la actualidad.

Erase una vez un pueblo en el que todo el mundo vivía ocupado en sus labores: unos en el campo: campesinos, sembradores, ovejeros, otros en oficios artesanales y en gremios: panaderos, menudera, fontaneros que arreglaban goteras y canalejas, albañiles que separaban las habitaciones con tabiques y tapaban las gateras. Había tombien un tejedor muy apañao, y un sastre que con aguja e hilo, lo mismo hacia camisetas, que chaquetillas, que echaba un medio culo o un culo de pana a cualquier buena prenda.

Había incluso un manitas de castillejo que arreglaba zapatones o hacia zapatillas, y un fraguero que era el mejor herrador de la comarca y que ponía cascos a las cuatro caras de las patas del caballo. Un macho arrastraba el carrico con chamizos y carrizos que utilizaban los mas pudientes de la localidad, que eran el alcaldico y su hermano.

El pueblo estaba rodeado de gelebrinas, chaparros, gollizos, pinos, retamas y lechacinos. El forraje era tan abundante que no dejaba ver el camino, y por eso a veces echaban veneno y cucal para matar los gusanos y las malas hierbas que crecían por los alrededores.

De los orboles sacaban madera que luego vendían en otros pueblos para sacar beneficios y poder obtener dolaretis y asi dejar contenta a la parienta. A veces solo se podia llegar al pueblo a troves de un avión y varias avionetas que manejaban los pilotos y que oterrizaban en Falcon Crest en la parada del Rancho Grande.

Por el camino que lleva al pueblo había que atravesar una chopera en la que un pajarero se encargaba de cuidar todas las especies existentes en la zona: canarios, golondrinas, loritos, un culi, un periqulto, golgotes, carazas, picotos, jacarillos, pichonas, un pollo calimero y otros pajarillos. incluso había animales de todas closes: sapicos de luz, un topo, una ratita muy presumida, un osobuco, varios gatos, un perrico, algunos monos, y sobre todo muchos mosquitos, presagiando grandes borrascas que dejan oír la voz del trueno que sigue al bochorno.

En un corral cercano se cerraba un torico que se lidiaba en la capea que organizaba billy el niño cada año. Una vez se escapo y tuvo que ir el banderillero con un capotillo, pero como no podia dominarlo le peqo un tiro con una carabina y con pistolas de pistones.

Al otro lado de la planilla se divisaba un hermoso castillo que en tiempos dicen que habitaban fantasmas, brujos y brujas que solo tenían siete pelos en la cabeza, y que utilizaban calaveras y muñecos con alfileres para hacer sus fechorias, pero yo creo que allí vivia blancanieves con los enanitos.

Subiendo por unas escaleras se oye el tintan de las campanericas, que resuena desde aquí hasta Tafalla, Pamplona, Vera o Zaragoza. Son unas escaleras muy prietas, con peldaños muy cortos que hay que subir de lao.

Por una puerta se pasa a un salón grande en el que unos pajes van de un lado a otro. Unos, rapidillos y con cacharros en las manos y otros, tardanos y ñoños, que van haciendo muecas.

En el centro hay una mesa en la que están sentados cuatro reyes y cuatro reinas, y alrededor están representantes de varios lugares: Un italiano de largos bigotes, un frances muy morenico, un conde de largos melenas, un capitán de barrio, un gallego, un tafallica, un japones, un espanol, dos guerreros bastante guapillos, y un abogadillo.

A su lado hay un faraón con toda su corte y una niña de cara muy pochola que juega con una munequita y con varios nenes de cabeza cuadrada y un poco loquillos. Un chaval pecoso le pone pegamento a pinocho, el muñeco de las nenis, y se justifica diciendo que le va a limpiar las furrañas de la cara sucia y la porqueria de las puntillas.

Mientras tanto el mayordomo se agarra un gran bochinche y dice muchos pecaditos y grandes pecados por lo bajini porque alguien le ha pintado cuadros de goya con brochas y pinceles en la parquelita en vez de hacerlo en libretas y cuadernos.

Encima de la mesa y por todos los rincones hay gladiolos y flores coloradas que orean el ambiente.

De la cocina van saliendo pajes negros, negretes, roges, moricos turcos, que van zumbando y como una bala, y parece que pisan huevos y ponen mala cara. Hay uno que tiene la mania de mover las orejas y torcer las botas. Llevan bandejas y reparten un menu muy zalaguero que consiste en:


Entremeses:
magras, caracoles, bocadillos, patatones asados a cachos, pimientos morrones y huevos muy frescos.
Consome de gallinita en pepitoria.

1 . plato:
Ensalada de chirola aderezada con sal y vinagre. Macarrones y alubias con guindillica.


Pescados:
pescadilla, gallos, chipirones, angulas y sardinas de aguja.

Carnes:
pichones asados, pato a la naranja, conejos muy sanos, rabocho en salsa, morro de cuto y cabecica de mamantón.

Postres:
platanitos, manzanos, melón, bollos, pasteles, bizcochada, roscos (duros), conguitos, uñas de gato y pastas caseras con chinchurras.

Bebidas:
El bodeguero y el ventero hon preparado limonada, vino, medio biter, champetit, y vino criado en fudres para beber en porrones y a chorricos aunque se manchen los morritos. Como decían que
amargalagua, pasaron a tomar cafe de puchero.



Todos estos alimentos hon sido cocinados con manteca de cerdo y en hornos de sarmientos.

Los comensales lo pasaron bombi y alguno acabó piripi. Al notar la cabeza hueca no sabían por dóndeandas y organizaron un chandrio que hizo que se cerrara la barraco.

Al final cada uno se marchó a su casa, no sin antes ser despedido por gayarre y pichichi, que acompañados por los chichos, la ocarina y las castañuelas, acallaron a los boceras que se habían concentrado en los alrededores del castillo.

Y colorín, colorado, este cuento se ha acabado, con la intención de que al leerlo hayan pasado un buen rato.

Cristina Bergasa LACARTESA
Opina sobre este tema.

Escribe la clave 135421 para que tu
mensaje llegue a los servidores:

NICK*:....
E-MAIL*:.
(*) Campos obligatorios.

TU MENSAJE



COMENTARIOS:
Sábado 19 de Septiembre de 2020 a las 16 : 0
Simplemente delicioso! Gracias Cristina por escribirlo y a quien corresponda por recuperarlo!

Noticias Relaccionadas

2020-09-19:
APODOS PARA EL RECUERDO
Publicado por Cristina Bergasa en 1988

2020-09-17:
Curiosidad: El programa de las Fiestas de 1920. Un siglo atrás
Echale un vistazo al programa de 1920

2020-09-14:
Olite, celebra la Eucaristia de la Exaltación de la Santa Cruz
Visualiza el Video del día 14


Talleres Carlos Mugica y Mariano Mogica

Últimas Noticias Publicadas

2020-10-20:
La Asociación de las Amas de Casa busca un nuevo nombre
Desde la junta se llama a todos los socios en aportar ideas para este nuevo nombre

2020-10-18:
Le llega la hora a la reparación del puente de las Fuenticas
El puente se quedó inpracticable después de la riada de julio del año pasado

2020-10-16:
Los Restaurantes de Olite adelantan sus horarios de cenas
Consulta los servicios de cada restaurante